Lo que JAMÁS debes hacer en tu restaurante. Parte 2. La Sala
You are here: Home \ Restauración \ Lo que JAMÁS debes hacer en tu restaurante. Parte 2. La Sala
sala de restaurante
24 abril 2018

En este post del blog de KLIKIN vamos a destacar lo que no se debe hacer en la sala de tu restaurante. Son acciones que ya debes tener claras y que deben salir de forma natural, pero es positivo recordarlas. ¿Quieres saber lo que jamás se debe hacer en la sala de tu restaurante? Pues lee estos puntos

 

  • No es aconsejable que el hostelero reprenda a los empleados del local de restauración en público. Debes mantener la educación y la compostura. En privado el propietario del restaurante debe comentar, siempre con educación, a los empleados los errores, su actitud o qué deben mejorar en su trabajo.
  • No deben discutir ni levantar la voz entre compañeros en público. Debes dejar claro esto como propietario a tus empleados. Frases como: ¿todavía no has atendido la mesa del fondo?, ¡tenías que atenderla tú!, etc. son frecuentes por desgracia en hostelería, pero hay que saber evitarlas.
  • No estar atento de los clientes en todo momento. Se debe estar muy pendiente de los comensales. Debes aleccionar a los camareros para que acudan la primera vez que soliciten su servicio. Recordemos que la atención al cliente a la hora de trabajar en la hostelería es fundamental.
  • No debes permitir que el cliente vaya solo a la mesa, alecciona a los camareros para que reciban a los comensales y los acompañen.
  • Debes dejar claro a los camareros que nunca deben retirar el plato sin preguntar a los clientes si han acabado. Nunca se debe asumir que el cliente ha terminado de comer. Puede que se haya detenido el comensal para entablar una conversación con otras personas y quiera continuar después.
  • Insiste a tus empleados que la amabilidad y una buena sonrisa son unos aliados fundamentales en hostelería.
  • El camarero no solo debe servir mesas. Debe conocer bien el menú y carta, las sugerencias y exquisiteces del establecimiento. Asesorar a los clientes, ayudarles a escoger y resolver sus cuestiones y dudas. Incluso debe saber los sitios turísticos para visitar cerca, ya que todo ayudará a que el cliente quede más satisfecho y lo muestre con una buena propina y/o un buen comentario y valoración en webs, redes sociales, etc.
  • Instruye a tus camareros a encargarse de la preparación de mesas y sillas, así como la disposición de los cubiertos.
  • Los cubiertos no se pueden colocar de cualquier manera en la mesa. Se colocan de manera que se tomen de afuera hacia adentro, es decir, los primeros que se utilizan según el orden en que se sirven los platos son los de afuera. Además, recalca que el filo del cuchillo debe estar mirando hacia el plato. También recuerda que el pan se ubica a la izquierda y se recomienda colocarlo próximo al plato que le corresponda a cada persona.
  • Destaca a los empleados que nunca sirvan por la derecha la comida. La comida se sirve por la izquierda y se retira por la derecha. El camarero debe servir siempre a cada comensal. La bebida se sirve por la derecha. A la hora de servir, es recomendable que la otra mano esté pegada al cuerpo para que estorbe lo menos posible.
  • Destaca a tus empleados que nunca se debe servir la comida sin haber servido las bebidas primero. La bebida se sirve siempre primero. Cuando el comensal se siente a la mesa y empieza a mirar la carta es un buen momento para ofrecerle algo de beber.
  • Nunca se trae un plato a una mesa si no están el del resto de comensales. Destaca a tus empleados que las comandas se sirven al mismo tiempo. No es positivo que algunos comensales tengan su plato mientras otros esperan a ser servidos. Además, no se debe servir un nuevo plato hasta que todos los comensales hayan terminado y se les hayan retirado los platos y cubiertos.
  • Muestra a los empleados cómo gestionar la cuenta y cuál es la mejor manera de cobrar la cuenta.
  • No dejes que se queden sin atender las reclamaciones. Alecciona a tus empleados sobre cómo deben atender si se producen.

 

En definitiva, haz que tus empleados tengan iniciativa y proactividad, para ser capaz de intuir y adelantarse a las necesidades de los clientes. Esperamos que este post sobre “Lo que jamás debes hacer en la sala de tu restaurante” te ayude a recordar estas acciones y a que las inculques en todo tu equipo de trabajo del local de restauración.

Más info sobre Klikin

About author:

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.