El momento de la Cuenta: saca el máximo partido a la experiencia
cuenta restaurante
28 septiembre 2017

Uno de los momentos más escabrosos y complicados en todo restaurante es cuando se entrega la cuenta. Aunque todo esté perfecto, siempre se tiene un momento de inseguridad y de nerviosismo ya que tenemos una cultura un poco debilitada en cuanto al dinero. Entre que nos cuesta cobrar lo que consideramos merecido por lo que aportamos (calidad, servicio, etc) y contando con que hemos entrado en una época en la que quejarse es el deporte nacional y además, rápidamente lo trasladamos a las redes sociales perjudicando y mucho el prestigio de los demás, llevar la cuenta a una mesa puede convertirse en un momento crucial más si se trata de un restaurante de alto nivel en el que el precio es más elevado.

Pero queremos solucionar esto y no sólo que dar la vuelta a la situación y que el momento de la cuenta sea tranquilo y todo fluya entre tu equipo y los clientes sino además, nuestro objetivo es que puedas sacar más rendimiento y provecho a este instante y que tu restaurante salga “ganando” mucho más que lo que se cobra en dinero de forma inmediata.

Puntos básicos a tener en cuenta a la hora de entregar la cuenta

Cuando se va a llevar o dar la cuenta a unos clientes de tu restaurante, hay unos puntos básicos que jamás, pero jamás, deben fallar. Puede incluso que una experiencia perfecta (una gran comida, un servicio excepcional…) se vea sumida en un auténtico fracaso sólo por cometer algún error en el instante final. Así que es fundamental que tomes buena nota, y nunca mejor dicho. Al entregar la cuenta debes siempre cumplir:

  • Rapidez: cuando una mesa te pida la cuenta, debes ser fugaz. Si, fugaz. No te distraigas, no te pongas con otra cosa… Intenta siempre (y consíguelo) tardar minutos desde que te pidan la cuenta hasta que esta llegue a la mesa de los clientes.
  • Perfección: la cuenta debe estar siempre perfecta. Cometer un error en un montante e incluir platos y cosas que no habían pedido o consumido, es uno de los errores que más daño pueden causar a la reputación de tu restaurante. Si, todos cometemos errores y todo dependerá de cómo se lo tome el cliente pero tú debes evitarlo por todos los medios. Revísala una vez más antes de llevarla a la mesa.
  • Opciones: permite en tu restaurante varias formas de pago. Esto te ayudará a fidelizar a tu cliente que sentirá mucha comodidad. Efectivo, tarjeta de crédito incluso, quizás paypal o cada vez más los famosos Bitcoins.
  • Dejar espacio: no presiones, no metas prisa, no vayas cada 2 minutos a ver si han pagado. Debes hacer un trabajo muy fino de estar pendiente y ver desde lejos si han pagado para ir a recogerlo y así no hacerles esperar pero de forma tan discreta como para que no perciban que estás esperando y se sientan presionados.

Una vez cubiertos los puntos básicos sobre la cuenta de un restaurante, hay añadidos que puedes implementar para completar la experiencia y sacar el máximo partido de la situación.

ENTREGAR LA CUENTA: UN GRAN MOMENTO

Fidelizar es tu objetivo y este es el mejor momento en el que puedes hacerlo. Busca y consigue que tu cliente quiera volver y además, tenga un incentivo para hacerlo.

  • Ofrécele algún beneficio con la cuenta para que regrese.
  • Hazle sentir único y especial a la hora de pagar la cuenta. Quizás un obsequio, una bebida, un pequeño dulce…
  • De forma sutil, consigue su email para poder tenerlo en tu base de datos y así hacerle llegar comunicaciones para que sea el primero en conocer novedades
  • creativo y que el precio sea lo último que les importe. Si eres creativo, único y aportas un toque divertido a la cuenta (según el estilo de tu restaurante) conseguirás que el precio y lo que tienen que pagar sea lo último que miren. Es algo que seguro puedes hacer y te dará grandes beneficios.
  • Aprovecha para conocer cuáles son los gustos de tus clientes a través de una pequeña encuesta ágil y rápida, quizás con una Tablet (mucho mejor que el típico papel) y así tendrás información muy útil de primera mano.
  • Presenta tus redes sociales en la cuenta con una tarjeta que se puedan llevar pero mejor si le añades algo que les incite a llevársela.
  • Si consideras que ha sido una buena experiencia para ellos, pídeles que te dejen una opinión en el canal que más te interese (TripAdvisor siempre suele ser lo más solicitado) pero que sea sutil y siempre, asegúrate antes que el cliente está contento. Si ha tenido algún problema durante su estancia en el restaurante, olvida este hecho.

Cuando implementes estas acciones en tu restaurante, crea un protocolo que sea unificado para todo tu personal y siempre se haga de la misma forma pero incluye connotaciones según casos particulares en los que el cliente se haya quejado por algo durante la comida, o que haya tenido algún problema. Eso, debes tenerlo previsto también para actuar de una forma determinada al entregar la cuenta y que no quede a la imaginación del personal que esté en ese turno.

 

klikin

About author:

Deja un comentario

You must be logged in to post a comment.